Carta Editorial Febrero – #AmigaDateCuenta

Por Azalia Valdés

Llegó Febrero, y por tanto llegó el tan temido mes del AMOR…

Mientras me siento aquí a escribir estas líneas que pospuse durante mucho tiempo no puedo evitar pensar como un conjunto en todas las veces que he tenido el corazón roto, las veces que yo lo he roto y en la toxicidad que he permitido en que el amor se transforme. De la misma forma, vienen a mi recuerdos fragmentos de situaciones de las que he sido testigo, diferentes escenas de películas, frases de libros y canciones que a lo largo de una vida me han hecho idealizar el amor y las relaciones personales en general.

El amor es un sentimiento que nos une los unos con los otros y no tiene reglas ni explicaciones, no te pide que no hables con mas personas del mismo sexo, no te exige horarios y tampoco te pide cierta cantidad de atención en las redes sociales, mucho menos te pide un anillo para demostrar que es real. Es importante para mi en esta reflexión, hacer la diferencia entre el sentimiento y las convenciones sociales que hemos venido asociando a él, no se trata de establecer un juicio sobre si algo está bien o está mal, pero sí se trata de entender la diferencia y así, tal vez, ahorrarnos un montón de sufrimiento y energía con convencionalismos que hemos tenido arraigados desde hace mucho tiempo.

Sentir puede llegar a lastimar, pero sentir es lo que nos hace humanos. Este mes puede llegar a ser complicado para muchas personas por diferentes razones en las que no profundizaré, pero espero que durante las próximas semanas todxs apreciemos el amor de nuestros seres queridos y pongamos más atención a las diferentes manifestaciones de cariño que vemos todos los días en las calles. Este mes y todos los que siguen, hay que querernos a nosotros mismos cada día más y no exigirnos demasiado a nosotros ni a los que nos rodean.

Si hay dolor, aliméntalo. Si hay una llama, no la apagues, no seas cruel con lo que sientes (…) Nos despojamos de tanto con tal de curarnos lo más rápido posible, que acabamos rompiéndonos a los 30 años. Cada vez tenemos menos que ofrecer cuando empezamos con alguien nuevo (…) Nuestros corazones y cuerpos se nos regalan una vez en la vida. Antes de que te des cuenta, tu corazón ya está gastado. Y llegará un punto en que nadie querrá mirar tu cuerpo. Menos aún acercarse a él. Ahora sientes tristeza, dolor, pero no lo mates, ni con ello el placer que has sentido”.

Call me by your name, 2017

El tema de febrero (como ya quedó bien establecido) es el amor, el amor en todas sus formas, desde romántico y tóxico hasta el amor a uno mismo y al entorno. Por este medio les hacemos la atenta invitación a colaborar, a escribir y a manifestar sus sentimientos, a compartirnos todas aquellas historias que les hayan hecho vibrar y las reflexiones que obtuvieron de ellas.

¡No podemos esperar para leerles! les queremos mucho.

xoxo Az

1 Comentario

Deja una respuesta

*